Anecdotario bancario: La transfusión, el disimulacro y el cuadro de amortiguación

Fuente: blogbankia.es

El uso en excesos de anglicismos (palabras adaptadas del idioma inglés) producen a menudo muchos equívocos y curiosas anécdotas en el uso del lenguaje bancario de cara al consumidor. Pero no solo los términos en otros idiomas producen confusiones, también se generan con palabras «españolas y muy españolas». Veamos algunos divertidos ejemplos.

Lo del «abono de haberes«, por ejemplo, da mucho juego. Como nos comentaban desde una oficina del madrileño barrio de Begoña, hace ya unos años, un cliente se acercó a caja y dijo que quería saber quién le había enviado dinero desde Bélgica. Inmediatamente, los empleados se pusieron a buscar entre las transferencias recibidas del exterior y no encontraron nada. Cuando, finalmente, preguntaron al cliente que dónde había visto anotado en su libreta un dinero recibido desde Bélgica, sin dudarlo, él contestó: «Lo pone aquí muy claro, abono de Amberes«. En realidad, era su nómina y venía de bastante más cerca.

Términos más antiguos, como los depósitos, las amortizaciones o las transferencias, conviven en el anecdotario de confusiones con conceptos más modernos como el de la digitalización que, con todos sus derivados y conjugaciones, se presta a situaciones divertidas y, a veces, un poco embarazosas, como en el caso de esos clientes, más de uno y más de dos, que acuden a la oficina a «genitalizar» su DNI, o los que vienen a hacer una «deposición». «¿Cómo?», le preguntaron a aquel cliente. «Sí, a depositar 200 euros», respondió. «Ahhhhhh. Bien, sí, qué susto me había dado, deme la libreta por favor», terminó diciendo el profesional de Bankia.

Otros pretenden hacer una «transfusión», en lugar de una transferencia, te piden el cuadro de «amortiguación» de su préstamo o te solicitan hacer un «disimulacro» para ver cuántos intereses le salen a pagar al año en un depósito a plazo.

Un compañero de una oficina de Sevilla me comentaba que había atendido a un cliente que quería saber el número de cuenta a dar en el INEM porque, según él, le habían concedido el «suicidio», algo sin duda más delicado que el habitual «subsidio».

Con las libretas y las comisiones también nos liamos a veces más de la cuenta. Una clienta de una oficina de Valencia decía, muy apurada, que venía a ingresar dinero porque tenía la libreta «al aire libre». Se refería al descubierto, claro. Y otro, de Barcelona, se quejaba por las comisiones de descubrimiento que, en todo caso, las hubiera cobrado Cristóbal Colón, no el banco.

Y, para finalizar, una de mis favoritas, tal y como nos la contaba, textualmente, una compañera: «Me llama una clienta y me dice «quiero eliminar a mi marido». Se me ha encogido el alma porque no sé si me ha confundido con una asesina a sueldo o qué… pero no, es que quiere una extinción de condominio. Gracias a Dios… ¡Con la mala puntería que tengo! Está claro que estamos al servicio de lo que el cliente nos demande, pero ¡caramba! ¡no tanto!».

En definitiva, aunque el sector financiero no ofrezca tanto juego con las confusiones divertidas de palabras como el sector médico, sí que son diarias las situaciones en las que el trabajo nos genera una sonrisa. La misma con la que seguimos afirmando, como en toda esta serie, que estamos muy, muy orgullosos de nuestros clientes. A ellos nos debemos porque, sin ellos, no seríamos nada.

Sobre Administraciones Corcho:

Administraciones Corcho lleva más de 30 años trabajando como Administradores de fincas en Madrid (Carabanchel, Centro, Arganzuela, Usera, Latina , Villaverde…) ofreciendo unos precios competitivos y un servicio eficaz y profesional. Solicite presupuesto sin compromiso aquí.

Administraciones Corcho S.L. pone a su disposición sus servicios de administración, asesoramiento y gestión de todos los aspectos de la vida diaria de las comunidades de vecinos y la propiedad horizontal en Madrid y alrededores.

Profesionales colegiados y métodos de gestión certificados por AENOR para que la gestión de sus asuntos comunitarios e inmobiliarios no sean una inquietud para usted y su comunidad.

Además, a través de nuestro sitio web tendrá acceso durante las 24 horas del día a la documentación de su Comunidad de Propietarios, condiciones especiales con proveedores y una exclusiva oferta inmobiliaria.