Fuente: Pisos.com

El número de personas que viven solas en España ha alcanzado los 4,6 millones, lo que representa un 25,2% del total de los hogares, según los datos del Instituto Nacional de Estadística (INE). Al respecto, está previsto que este indicador continúe aumentando pues, como recuerda Jesús Duque, vicepresidente de Alfa Inmobiliaria, “cada vez son más los jóvenes que se independizan antes de iniciar una vida en pareja”. De igual modo, este experto reconoce que también se está produciendo un auge en el número de divorcios y separaciones, “con lo que el número de viviendas unipersonales no dejará de crecer” y que, incluso, “existe una moda o tendencia a vivir unos años solo, como una experiencia personal entre la vida familiar y la vida en pareja que se sigue en general”.

  1. No solo jóvenes

Según explica Emiliano Bermúdez, subdirector general de donpiso, las personas que viven solas y son más activas en la búsqueda de inmuebles tienen una edad comprendida entre 25 y 35 años, cuentan con un trabajo estable y buscan una vivienda en la que, en un momento dado, “puedan vivir en pareja”. No obstante, matiza que dependiendo de la situación de cada uno, el perfil varía, pues “también hay clientes de más edad, recién divorciados o enviudados que buscan un inmueble “que se adapte mejor a sus necesidades en cuanto a tamaño, funcionalidad y gastos”. Por su parte, Elvira Solana, bróker de RE/MAX Advance, define a estos clientes como personas “independientes”, bien por su situación profesional, bien por su condición de “estudiantes procedentes de familias con buen nivel adquisitivo” o extranjeros que pueden conseguir “con facilidad” la residencia y el permiso de trabajo.

Sin embargo, desde Alfa Inmobiliaria hacen hincapié en que esta tipología de clientes busca viviendas con una serie de condiciones obligatorias. Entre ellas destaca presentar un buen sistema de comunicación. En concreto, Duque subraya que “en algunos casos se cree imprescindible contar con plaza de garaje y, en otros, que exista la posibilidad de tener medios de transporte muy a mano”. De igual modo, insiste en que en muchas ocasiones los singles buscan viviendas ubicadas en edificios “con espacios destinados al deporte”, tales como piscina, pistas de tenis o pádel; y que suele ser frecuente que demanden, como rasgos inexorables al inmueble, “espacios en los que puedan trabajar desde casa”.

  1. Pisos pequeños

Los singles son clientes que se definen por su gran capacidad de adaptación a viviendas de dimensiones reducidas. A juicio de Solana, los pisos de su interés se encuentran en las zonas más céntricas de las ciudades, por lo que para obtener una mayor rentabilidad, a la hora de adaptarlas a este tipo de clientes los propietarios “se encargan de segregarlas y hacerlas más pequeñas”. “Es decir, de una casa muy amplia se obtienen varias y se venden como apartamentos más reducidos”, aclara.

Por el contrario, si se opta por reformar la vivienda, la línea a seguir es integrar la cocina en el salón y crear un único dormitorio, o como mucho dos. El resto del espacio disponible, habitaciones incluidas, se destinan a otro tipo de usos. En este sentido, Bermúdez apuesta por convertirlas en vestidores o gimnasios pues el cambio se configura como “un arma de seducción para el futuro comprador que quiera vivir solo”.

  1. Luz y colores claros

Los expertos consultados coinciden en confirmar que cada vez existen más hogares en España compuestos por personas que han elegido vivir solas, dado que “valoran enormemente su comodidad”, a la vez que su tiempo y espacio propio. Es por ello, declara Duque, que este tipo de clientes exige que la vivienda contribuya potencialmente “a alcanzar este bienestar que buscan”.

Para conquistar este requisito, el vicepresidente de Alfa Inmobiliaria defiende que las viviendas pensadas para singles han de estar “en buen estado, ser alegres y luminosas”. Unas condiciones que se obtienen a través de las propias condiciones del inmueble, o bien apostando por el uso y predominio de colores claros en el inmueble, que abarcan tanto las paredes y el mobiliario como las puertas. Además, es importante trabajar para conseguir espacios amplios o que transmitan esta sensación, especialmente en lugares como el dormitorio, el baño o el vestidor.

  1. Siempre con terraza

Los áticos se sitúan como uno de los tipos de viviendas más codiciados por los clientes, especialmente por los singles. Ello se debe a la luz y a las vistas que estos pueden desprender, características que desde el punto de vista de Bermúdez “tienen mucho peso en la búsqueda y en la decisión de compra” de este tipo de consumidores.

Asimismo, desde donpiso aseguran que si la vivienda posee (o existe la posibilidad de crear en ella) una terraza, las posibilidades de adquisición por parte de este tipo de comprador son más elevadas. En esta línea, Duque subraya que las más valoradas son aquellas terrazas que cuentan con una buena orientación, “y con la posibilidad de convertirlas en un espacio de descanso”. “Incluso hay quienes desean dedicar algo de este espacio al cultivo de plantas y flores”, apunta.

  1. Apuesta por la domótica

Los singles muestran un enorme interés por las nuevas tecnologías aplicadas al ámbito doméstico. Es por ello que desde el sector inmobiliario se están desarrollando soluciones pensadas exclusivamente para este tipo de clientes. Ello se debe a que presentar este tipo de sistemas entre sus servicios puede traducirse en la materialización de la compra de un inmueble, que en caso de no poseerlo seguiría formando parte del mercado.

Esta elección responde a la tendencia que presentan los singles por viviendas adaptadas a sus necesidades y que les proporcionen el mayor número de facilidades posible. No obstante, como indica Solana, esa funcionalidad no está reñida con la estética que los singles buscan en sus futuros inmuebles. Esta apariencia, según la experiencia de esta experta, tiende a seguir un estilo moderno, aunque las preferencias de los singles se caracterizan por “no solicitar ningún elemento demasiado estridente” ni que rompa con el entorno.

En Administraciones Corcho disponemos de un área específica de ventas y alquileres para ayudarle en sus gestiones y obtener las mejores condiciones para usted.

Sobre Administraciones Corcho:
Administraciones Corcho lleva más de 30 años trabajando como Administradores de fincas en Madrid (Carabanchel, Centro, Arganzuela, Usera, Latina , Villaverde…) y asesoría jurídica en especializada, ofreciendo unos precios competitivos y un servicio eficaz y profesional. Solicite presupuesto sin compromiso aquí.